La célula, como unidad funcional que es, realiza las siguientes funciones: